Pastel de espinacas y queso


Tenía unas espinacas rondando por la nevera y como habitualmente me pasa, antes de que se pusieran malas tenía que realizar algo. Con la combinación con el queso que en mi opinión es perfecta, hice este pastel tan vistoso además de sabroso




Para realizarlo, hice una masa quebrada normal cuya receta tenéis aquí. La estiré en forma de círculo dejándola bastante fina. Metí dentro de un molde redondo dejando los bordes por fuera y rellene.


Para hacer el relleno simplemente pochamos una cebolla, y añadimos 200gr de espinacas rehogándolas. Una vez listas las metemos dentro de un bol con dos huevos y 100gr queso rallado. Batimos todo conjuntamente y metemos dentro del molde cubriendo con la masa quebrada. Quedamos los extremos como veis en las fotos hacia el centro. Horneados a 180° por 30 minutos dependiendo del tamaño de vuestro molde.


Son recetas así de sencillas de las que más tiró con el buen tiempo, ya que no apetece  estar en casa. Además, este pastel mejora de un día para otro, y se puede comer frío


Con esta receta participo en el reto del mes de septiembre de "Color y Sabor de temporada" cuyo resto de propuestas tenéis pinchando aquí

13 comentarios:

  1. ¡Me he quedado impresionada con esta receta! ¡Es perfecta!

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  2. Pues mira, yo también tengo unas espinacas rondando que no voy a dejar q se pongan mustias, qué buena idea me acabas de dar
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Que rico :) el cerrado de la masa se ve tan rústico que gusta mucho! Un beso

    Recetas de una gatita enamorada

    ResponderEliminar
  4. Pues ese pastel tiene que estar delicioso!! Yo también pienso que las espinacas y el queso casan muy bien!!

    Un besito,
    Sandra von Cake

    ResponderEliminar
  5. Cómo me gustan estas tartas de aspecto rústico! Y si lleva espinacas, y queso... uf! Deliciosa.

    ResponderEliminar
  6. Qué original!!! La presentación es preciosa!
    Lo tengo que probar
    Un beso!

    ResponderEliminar
  7. No soporto las espinacas a menos que me las pongas bien puestas y tu desde luego lo has hecho escandalosamente bien.
    Besazos.

    ResponderEliminar
  8. Qué ganas tenerte de vuelta!!! Espero que hayas descansado en las vacaciones y me alegro que hayas vuelto a traernos recetas fáciles y con una presentación de revista. La receta al hacer la masa creo que es un acierto porque lo casero siempre sabe mejor. Un beso y espero que te guste la nueva elección para el mes próximo.

    ResponderEliminar
  9. Un pastel delicioso. La verdad es que las espinacas casan muy bien con el queso.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  10. Menudo pastel rico y sano que nos traes, yo me llevo un cachito para probarlo.

    besazos guapa

    ResponderEliminar
  11. Que rica la masa quebrada casera y con lo fácil que es lo de comprarla para mi ha pasado a la historia.
    Un buen relleno ,tiene que quedar delicioso.
    Un beso
    Lourdes

    ResponderEliminar
  12. hola!! llego tarde... ay que receta más bonita de presentación y deliciosa por dentro, me ha encantado la masa y el relleno con el queso, apuntada queda, gracias! besos.

    ResponderEliminar

Gracias por entrar a verme!